Seguramente tienes un jardín en casa con una gran variedad de plantas frutales. Quizás tengas rosales, hortensias o un par de olivos. En el caso de estos últimos, vale la pena aprender a podar olivos para su posterior crecimiento. Por eso si no sabes cómo, aquí te daremos algunas claves interesantes.

¿Qué implica podar olivos?

Podar olivosPues bien, la poda es una actividad indispensable para evitar los daños del invierno a las plantas. Además, las previene de enfermedades que ocasionan su muerte prematura. En todo caso, la poda de los olivos implica muchos cuidados y precauciones.

Por otro lado, la aplicación de una buena poda consiste en retirar por completo todas aquellas partes que no contribuyen al crecimiento. No obstante, debemos recordar que la poda de las plantas deber ser realizada correctamente. Solo de esa forma, tendremos plantas completamente hermosas.

¿Cómo podar olivos?

Puede que te parezca difícil podar tus olivos, pero cuentas con la tranquilidad de que es una técnica muy sencilla. De hecho, no tienes que acudir a los expertos, pues tu mismo puedes hacerlo en casa. Solo necesitas de ciertos conocimientos, y en poco tiempo ya sabrás podar olivos. Por eso, toma nota de los siguientes pasos:

Paso 1. Eliminación de ramas

Lo primero que se debe hacer es retirar cada rama que observemos seca o descuidada de algún modo. Y dependiendo de la rama, se deben usar herramientas adecuadas para ello como las cizallas.

Paso 2. Corte adecuado y limpio

Aquí es muy importante cortar con cuidado. Para que sea lo más limpio posible, debemos dirigir la poda hacia el tronco. Solo de esta forma, podemos darle un cuidado fresco y permanente a la planta.

Paso 3. Orientar la poda

Como tercer paso tenemos que orientar debidamente la poda. Es decir, si hay ramas hacia arriba, es vital mantenerlas el corte de ellas en la misma dirección. Y si se trata de las ramas que están en el centro, también hacemos lo mismo. Lo ideal es mantener su uniformidad y dirección.

¿Cuáles son las herramientas para podar olivos?

Al igual que sucede con otras podas, en este caso nos valdremos de herramientas necesarias. Por ejemplo, es vital contar con una escalera pequeña o grande dependiendo del tamaño que alcancen los olivos. También es importante contar con tijeras especiales para podar cada rama de los olivos.

Y por último, las sierras y otra cualquier herramienta que sirva para afinar los detalles finales. Ciertamente, podar olivos es una tarea sencilla y muy gratificante. Así que comienza a aplicar cada uno de estos pasos para podar olivos.